Publicidad

Pagar menos en la comunidad de vecinos

Pagar menos en la comunidad de vecinos
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Aplicando en los espacios comunes de una finca las mismas medidas de ahorro que muchos aplicamos en nuestros hogares y sumando algunas otras es posible reducir de forma significativa la cuota de la comunidad de vecinos.

Se debe comenzar por revisar los contratos en busca de la mejor oferta posible de los servicios de limpieza, portería, jardinería, socorristas, etcétera. Así como la de suministros y seguros.

Continuamos con el ahorro de electricidad sustituyendo el alumbrado por bombillas de bajo consumo, que además tienen mayor vida útil. Algo que comienza a verse en muchas comunidades es la instalación de detectores de presencia.

¡Cuidado!, publicamos esta oferta hace más de dos semanas, y el precio puede haber cambiado. Para no perderte ninguna oferta, suscríbete a nuestro Telegram, Twitter o síguenos en Facebook con Compradicción (con todas las ofertas) y Compradicción Lifestyle (solo con las ofertas de Moda, Belleza, Deco, Deportes y Bebés) y las recibirás en cuanto las descubramos.

Ver últimas ofertas de otros »

Además de la comodidad que suponen, permiten un ahorro de electricidad ya que evitan la iluminación de más partes y tiempo del necesario. En exteriores pueden emplearse lámparas con células fotoeléctricas que se recargan con luz solar durante el día.

En aquellas comunidades que carecen de sistemas individuales los gastos por calefacción y agua caliente pueden alcanzar hasta el 60% en invierno. Un correcto aislamiento de las tuberías y del edificio en general puede suponer un ahorro de hasta el 40% en este concepto.

Dobles puertas en el portal y sistemas automáticos de cierre o colocar carteles pidiendo que se cierren las ventanas para evitar la pérdida de calor son otras medidas que pueden contribuir a reducir los gastos en calefacción.

En cuanto al agua caliente establecer su temperatura en más de 60º supone un despilfarro. Debería considerarse la posibilidad de instalar paneles solares térmicos, cuya instalación queda amortizada en la mitad de su vida útil.

Para el riego y mantenimiento de zonas verdes la mejor opción es la instalación de sistemas automatizados de riego por goteo que se pongan en marcha en horas en que se evite la evaporación, así como escoger plantas que requieran la menor cantidad de agua posible.

En caso de existir lavabos o duchas en zonas comunes (garaje, piscina…) es conveniente la instalación de pulsadores tipo flux, que evitan su uso por un tiempo prolongado o que puedan dejarse abiertos.

Y si nuestra comunidad dispone de piscina es conveniente el uso de mantas térmicas y programadores que eviten que la depuradora esté funcionando más tiempo del necesario.

En los ascensores es posible la instalación de mecanismos de maniobra selectiva en los casos de más de un ascensor, y automatismos que eviten que la iluminación del mismo esté en constante funcionamiento. También pueden colocarse carteles recordando a los vecinos lo saludable que es subir de vez en cuando por las escaleras.

No debe olvidarse que un correcto mantenimiento de ascensores, calderas, y el resto del edificio también es importante, ya que puede suponer un importante ahorro en imprevistas y molestas averías.

Para finalizar, en muchas comunidades de vecinos se neutralizan parte de sus gastos con la obtención de ingresos, por ejemplo mediante el arrendamiento de fachadas y azoteas para la instalación de vallas publicitarias, antenas de telefonía o placas solares.

Más información | Guía de ahorro en comunidades de propietarios.
Foto | Alecim
En Ahorro diario | Rivas Vaciamadrid coloca placas solares en las casas a coste cero

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios